Buscador

Loading

Partido Comunista de México

Partido Comunista de México

El Comunista

 

Síguenos en twitter

 

Síguenos en facebook

 

Que lindas son las obreras...

 

...como las estrellas

Nuestros Articulos

Powered by ArtTree

Es decir, se busca privatizar gradualmente la educación gratuita, bajo la mentira de que es a favor de la calidad educación.

Atención, abrir en una nueva ventana. ImprimirE-mail

La lucha estudiantil en Colombia

Por Enrique

 


La educación debe ser un derecho humano universal, no una mercancía ni un instrumento de orden burgués.


La reforma de educación que propone el presidente Juan Manuel Santos (narco-paramilitar) está dirigida a reestructurar el mercado laboral en función de las nuevas formas de acumulación del capital y de la inserción acrítica y subordinada en la economía global. La ley de Santos no es más que una copia del modelo que se pretendía impulsar en Chile en contra de la educación pública; lo que se busca hacer es modificar la ley 30, la cual organiza y se regula la prestación del servicio público de la educación superior. Dentro de los puntos fundamentales que el gobierno colombiano busca modificar son: permitir la inversión privada a la educación pública, la creación de universidades con ánimo de lucro y acabar con la autonomía que existe en las universidades públicas.

 

Es decir, se busca privatizar gradualmente la educación gratuita, bajo la mentira de que es a favor de la calidad educación, para volverla más competitiva. Según Santos, el presupuesto que se propone aumentar no es suficiente para cubrir la matrícula de las prontas generaciones y, por otro lado, el proyecto de ley no incluyo el reconocimiento y el reembolso del dinero que invirtieron años atrás el pueblo colombiano. Lo que en realidad se busca es la ampliación de mano de obra con una formación básica y flexible, baja inversión pública que no implique una mayor carga tributaria y mayores ganancias para el capital, mediante la formación de una fuerza de trabajo de bajo costo; otra parte, tal vez de las más importantes, es la intervención que el Estado busca tener a lo interno de las universidades, es decir, la exclusión de los consejos académicos, conformados en su mayoría por los miembros de las comunidades académicas, para sustituir e incluir posteriormente, como cabezas de una dirección académica supeditada al consejo superior, con las características de una junta directiva, no es sino la intervención directa del Estado en la autonomía universitaria.

 

 

Ante este modelo burgués los estudiantes colombianos se han movilizado por sus derechos que les pretenden arrebatar, y se han ido a paro indefinido en algunas universidades colombianas, ante el llamado de los estudiantes, parte de trabajadores universitarios, trabajadores del estado, y sectores progresistas colombianos, han decidido unirse a la protesta ante esta imposición que no busca más que la privatización gradual de la educación pública como bien se hace mención, así como la formación de mano de obra calificada al servicio del capital, pudimos ver grandes movilizaciones estudiantiles en ciudades como Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla, Cartagena, Pereira, Bucaramanga, Cúcuta, Tunja, Popayán y Pasto, estamos hablando cerca de quinientos mil universitarios movilizándose contra la barbarie del capital.



Así como los estudiantes colombianos y chilenos, es nuestro deber defender porque la educación sea completamente gratuita y para todos, por nuestro futuro y de futuras generaciones.



¡Porque nuestra educación es un derecho!

No una mercancía,

nuestra conciencia no se vende,

y la educación no se privatiza.