Síguenos en

O escríbenos a:

fjcmexico@gmail.com


Partido Comunista de México

Partido Comunista de México

El Comunista

 

Nuestros Articulos

Powered by ArtTree

Grecia, ¿en el abismo de la crisis capitalista?

Atención, abrir en una nueva ventana. ImprimirE-mail

 

Por Ricardo Robles

“No podemos perder más tiempo.

El pueblo trabajador debe organizar ahora su lucha,

sus demandas, organizar su alianza popular”.

Dimitris Koutsoumbas ( SG del KKE)

 

Pequeños trazos de la deuda griega.

 

Por lo menos desde los años ochenta, la burocracia y corrupción han contribuido a aumentar l nivel de deuda. Se dice que gran parte de los recursos han sido gastados en el grueso de los salarios de los funcionarios, la mayoría simpatizantes de por lo menos dos partidos durante los últimos treinta años: el centroizquierdista Pasok y el centro derecha Nueva Democracia. Así mismo, se dice que la evasión fiscal fue constante durante la vida de estos regímenes.

 

 

En 2010, Grecia recibió un préstamo de 110 mil millones de dólares de los cuales gran parte sirvió para abonar la deuda. A sus acreedores se les hizo oportuno someter al pueblo heleno a una serie de recortes y reducción quizá como castigo por los “excesos” del pasado desatando el desempleo y la miseria.

 

En 2014, la coalición Izquierda Radical toma el poder y con esto el último rescate. Ayuda que ascendió aproximadamente a 7 mil 200 millones de euros y de la cuál increíblemente el gobierno de Syriza debe a sus prestamistas “troikianos” 1 500 millones de euros.

 

Gran parte del dinero que Grecia recibió por parte de la unión europea sirvió para pagar a los bancos, entre ellos a los alemanes, y adquirir insumos bélicos principalmente a Alemania. Sólo 10% de la ayuda quedó en Grecia con fines productivos.

 

Ser europeo a costa de…

Al pueblo Griego le ha costado muy caro formar parte de la Unión Europea. Mientras la burguesía mantiene “buenas intenciones” respecto al continente, los prestamistas y banqueros no orientan sus decisiones y acciones en deseos vanagloriados. Los prestamistas de la “troika” y miembros la Unión Europea son ortodoxos y no les importa la situación de marginación, pobreza y desempleo del pueblo heleno. La aparente nobleza en los sentimientos de los griegos hacia Europa tiene enormes costos.

 

¿Oportunismo de“Izquierda Radical”?

Syriza (Izquierda radical) cree posible la reforma del capitalismo. No es anticapitalista, mantiene la ilusión de convencer a sus depredadores financieros, agentes y gobierno de la zona Europea. El gobierno de Tsipras, coalición de izquierda radical, busca replantear el monto de la deuda, no exterminándola ni desconociéndola, sino revalorarla apelando a la situación actual de Grecia. Las presiones internacionales de Estados Unidos y la OTAN, así como las fuerzas políticas y económicas nacionales tales como Amanecer Dorado, Nueva Democracia y los inversores del país, evitarán la decisión de ampliar y tomar en cuenta otro tipo de propuestas, propuestas que de verdad ataquen el problema de fondo, como por ejemplo la de los comunistas.

 

Las expresiones del secretario general del KKE.

El "NO" griego, es la muestra de un hastío de aquellas condiciones que han mermado su futuro de la población griega. Sometidos a una deuda impagable que destruye su futuro, el pueblo heleno sufre las carencias, consecuencia de los mermados gastos sociales, aumento de impuestos y alto nivel en desempleo que afecta a gran parte de la juventud.

 

Dimitros Koutsoumpas, secretario general del Partido Comunista de Grecia, ha señalado el carácter antipopular de los escenarios por los cuales pueda transitar Grecia una vez consolidado el “oxi” (no) griego. Y es que bajo la hegemonía de la Unión Europea las condiciones a favor del pueblo jamás tendrán cabida. Ahí están los ejemplos en España, Portugal, Chipre, Islandia e Irlanda.

 

En cierta ocasión Samir Amín señaló que Grecia es el país periférico de la Unión Europea y que dadas las condiciones de su integración resultaba evidente este nivel de deuda. Cuando Grecia se adhirió al euro, ésta solicitó préstamos a tasas de interés bajas. Quizá pensaron que “San Euro” podría hacerle frente al cobro de intereses de dicha deuda. En 2009 tras la crisis del 2008 su valor aumentó, provocando la insuficiencia del pago.

 

Y en México, ¿qué?

Ante cualquier "contratiempo económico", el gobierno nacional vocifera la urgente necesidad de "ajustar el cinturón". Por ejemplo el presupuesto base cero busca reducir gastos, manteniendo una correlación en la asignación de los mismos en función de aquellos sectores que resulten prioritarios y eficientes. En esa contención se ven afectadas labores esenciales tales como la gran cuestión educativa y de desarrollo social.

 

La crisis capitalista, producto, por ejemplo, de la caída de los precios del petróleo, orilla a la administración peñista a realizar un "ajuste presupuestal" que no es más que la adopción de medidas para reducir significativamente el gasto público. Ejemplo de lo anterior es que ante la caída de los precios del petróleo se vaticina una reducción en el presupuesto de programas gubernamentales, siendo los más afectados los relacionados con la educación (Educación superior podría ver mermado sus ingresos a través de una reducción de 1, 169 millones de pesos), infraestructura pública y desarrollo social, entre otros. Por otro lado y como los "grandes victoriosos " dichos ajustes no afectaran a los programas relacionados con Defensa Nacional y de la Procuraduría General de la República. Añadiendo, la próxima víctima de esta cascada de recortes podría ser el sector de Cultura.

 

El remate: La insurgencia obrero-popular.

Como comunistas sabemos que la única alternativa frente a la crisis capitalista es la organización y la insurgencia obrero-popular, a través de la gran revolución social; conformada por una conciencia revolucionaria, un alto nivel de organización y coordinación efectiva con nuestro partido de vanguardia, el Partido Comunista de México, que oriente la lucha.

¡Viva el Partido Comunista de Grecia!

¡Viva el Partido Comunista de México!

¡Viva la Federación de Jóvenes Comunistas!

¡Abajo la explotación y miseria!